Cerro #19: Divisadero del Guanaco, 3600m (Δd=1620m)

Después de un parate de varios días debido al excesivo laburo volvemos con una aventura andinística más en la sección que hemos denominado Salidas a la Montaña.

Para empezar, si nos basamos en la estricta clasificación de la UIAA, el Divisadero del Guanaco no sería un cerro principal. Es más, ni siquiera uno secundario. Este 3000 medio se encuentra en la zona del Salto, hacia el norte de donde la quebrada de la Manga. Recordemos que esta quebrada discurre N-S en la parte media y baja y que tiene dos “entradas” hacia al oeste; en una de ella está el famosísimo salto de agua y en la otra es por donde está nuestro menos conocido cerro.

Cerros y la ruta de ascenso (click para agrandar)

El relato

Arranqué en la madruga de un lunes invernal y con la idea de ver hasta dónde podía tirar yendo bien rápido. Arribo en el auto hasta la localidad de El Salto y me dispongo a ponerme las botas y preparar el equipo. Me doy cuenta que cometo el primer error de la jornada: me olvidé el GPS. Miro el clima y estaba muy frío (tal vez -5ºC o menos), pero sin una nube en el horizonte y con los cerros con algo de nieve a partir de los 2900m-3000m. Teniendo en cuenta que voy a caminar sólo y en un lunes laboral, voy a tener que tomar las máximas precauciones del caso ya que una torcedura de pie sería una complicación mucho más grave de lo habitual.

A las 8.45h, con el amanecer en pleno desarrollo y a 1950m de altura, pongo primera hacia el Salto de Agua. Los primeros metros van pasando rápido entre la marcada huella. Como es la primera vez que transito ese camino de subida (lo había hecho una vez en bajada) tomo especial atención a los caminos que de abren para no errarle en la bajada y llenarme de pinches del bosque de rosas mosquetas que se ha generado en la zona. Avanzando a buen ritmo llego a la entrada de la quebrada que me va a depositar en el Salto de Agua (coord: 32°55’18.85″S 69°19’59.11″O) y me detengo a sacar foto e hidratar. Son las 10.05h y llevo 1h20m de marcha. Sin perder el tiempo encaro hacia el salto, y en la parte de la entrada encuentro la primer veguita congelada. Al fluir agua despacio se ha generado una pista de patinaje sobre hielo de algunos metros que la sorteo con mucho cuidado y pisando las piedras aflorantes. Pasa el tiempo mientras la pendiente empieza a empinarse mientras empiezo a tomar hacia mi derecha (norte) para alcanzar a un pequeño collado.

En blanco marcado hasta el collado. En rojo, la segunda parte (click para agrandar)

Luego de encarar la última parte de la trepada hacia el col con algo de nieve bastante endurecida (esa cara da al sur) llego a un promontorio rocoso a 2950m a las 11.00hs. En total llevo subidos 1000 metros en poco más de 2 horas. Descanso, hidrato, hago un video y fotos. 15 minutos reparadores con la cima del cerro Mirador a mano me sirven para desconectarme del mundo. El día no puede ser mejor; algo frío (bajo cero seguro), pero sin viento y nubes a la vista por lo que el sol y el abrigo que tengo puesto hacen darme calor.

Miro cual es el mejor camino para llegar al cerro. Veo que la pequeñísima quebrada que baja de la cima en dirección sur está con mucha nieve que parece estar algo endurecida por el frio. Como no llevo crampones no es una buena idea andar por allí. Trazo el camino mental y decido hacer una pequeña travesía hasta esa quebradita y tomar el filo a la derecha por el lado oeste. Una vez sobre el filo solo restaría patear hasta la cima.

Tomado desde el collado. En rojo marcado el ascenso. La cima no es visible desde este punto (Click para agrandar)

15 minutos después de haber parado vuelvo a poner el motor en marcha. Me acerco hacia la zona con mucha nieve con precaución y la cruzo bien despacio. En este punto es ascenso se complica un poco porque no hay huella y la trepada es bastante inclinada sobre bloques medianos a chicos muy poco estables. En media hora subo unos 300 metros de desnivel que me dejan arriba del filo y con un sol hermoso. No me dejo de maravillar del día que me tocó. Son las 12.15hs y estoy a 400m verticales de la cima. Aprovecho para llamar a mi viejo para avisarle que va todo bien y le pongo derechito hacia el objetivo. Empiezo a dosificar fuerzas pero me encuentro espectacularmente bien. No tengo el más mínimo signo de cansancio y ni siquiera estoy agitado. El filo es muy simple con solo algunas zonas donde hay resaltes rocosos que te obligan a desviarte un poquito hacia izquierda o derecha. En otras partes se empina bastante y sumado a las piedras sueltas te obligan a traccionar un poco más. Paso dos falsas cumbres y a las 13.00hs llego en la cima. Un total de 1650m de desnivel cubiertos en poco más de 4 horas.

Una vez allí lo de siempre: hidratar, comer, fotos e identificar nuevos objetivos. El imponente cerro Blanco con su cara sur es la estrella de la panorámica y que subimos el febrero pasado. También la morena gigantesca que bajada de esa cara y que alimenta los arroyos de la qda. del Cajón Escondido.

Panorámica de la parte norte del Cordón del Plata y Precordillera desde la cima (click para agrandar!)

Ahora una vista de la Precordillera (vista hacia el Norte y Este):

Panorámica Norte-Este desde la cima con los principales cerros marcados (Click para agrandar)

Por último, un video detallando los cerros desde la cima:

El descenso lo comencé a las 13.30hs y luego de destrepar el filo puse piloto automático por la quebrada que me iba a desembocar en el auto. Luego de tres horas caminando sin parar llego al auto con alguna que otra ampolla en los dedos del pie debido a las nuevas botas que estrené en esta salida. Físicamente estoy apenas cansado lo que me alegra mucho; se ve que el entrenamiento de maratón que empecé en enero ha dado buen resultado. Sólo resta llegar a casa e ir a jugar un partido de futbol con los amigos del barrio.

Concluyendo

Este cerro es una excelente salida por el día. En términos generales se puede tardar en su ascenso desde 4 horas hasta 7 y es una alternativa a los pocos cerros de esa altura y con ese desnivel que se pueden hacer en el día (ejemplo Médanos, Invernada, cerros Negros, Alumbre, Tambillos, Banderita Norte).

Bueno amigos, esto es todo por ahora. En un mes estaremos contándoles una nueva aventura. Para los que les interesa tener todos los cerros de Mendoza mapeados en Google Earth acá podrán descargarlo y visualizarlo en ese programa. Como siempre, se aceptan sugerencias y/o comentarios.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Fotos, Geografía, Geología, La ruta, Montaña, Salidas a la montaña. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Cerro #19: Divisadero del Guanaco, 3600m (Δd=1620m)

  1. Darwin dijo:

    Geniales como siempre todos tus comentarios, muchas gracias… Saludos

  2. dama dragón dijo:

    Muy buen post! realmente, sos la novicia rebelde, subiendo montañas, creo que ya te había nombrado así… jejeje… seguí trepando!! TREPADOR!!!

  3. Pingback: Cerro #24: San Jorge, 3618m (Δd: 1658m) | Animal de Ruta

¿Algo para declarar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s