Apuntar a la Meca a veces no es fácil

No es ningún secreto que en las 5 oraciones diarias de un buen musulmán, se debe orar mirando hacia la Meca. Me ha pasado con compañeros de trabajo en diferentes partes del mundo. Si viajan, introducen las coordenadas del lugar que van a visitar en cualquier página de las miles que hay, y les devuelve la dirección hacia donde tienen que “apuntar” dependiendo de donde estén. Ahora, ¿qué pasa si sos el primer musulmán en el espacio y la ISS donde te alojás le da una vuelta a la tierra cada 90 minutos?

Breve introducción

Antes que todo, y para los que no somos creyentes musulmanes, vale hacer aclaraciones sobre como son las costumbres de las personas que profesan esa religión. Todos los días del año tienen que oran 5 veces. Antes de cada oración, es obligatoria el lavado de pies, manos, brazos, cara y pelo en lo que se llama  “acto de purificación”. Durante el Ramadán, realizan el ayuno que consiste en no comer ni tomar líquidos en el período que va desde la salida hasta la puesta del sol. A propósito de esto, tengo una anécdota muy interante. Me ha tocado trabajar con musulmanes en época de Ramadán en el verano Noruego. En este blog ya hemos comentado que pasa cuando se está en alta latitudes, en este caso, el sol salía a las 3 de la mañana y se ponía a las 12 de la “noche”. Por lo que les daba sólo 3 horas para comer y tomar todo lo que pudieran. Uno pensará que era más flexibles pero no señores, estos tipos lo cumplían a rajataba. Y no es que se tratara de gente de un solo país; habían musulmanes desde Libia, Argelia, Yemen, Pakistán hasta Indonesia. Yo me puse a pensar que pasaba si uno vivía por encima del círculo polar, donde en verano el sol no se pone nunca, ¿acaso moría de inanición? Ellos no tenían la respuesta, pues sería muy extraño que alguien de la “región musulmana” viviera en lugares como Siberia, Tromso o Svalbard. Para terminar la anécdota, todos los días ingresaban a internet a revisar a que hora salía el sol el próximo día!!!

El espacio tiene sus privilegios

Pero, como comentábamos más arriba, en el espacio todo cambia. Ante la inminente ida del astronauta Sheikh Muszaphar Shukor al espacio y para colmo en período de Ramadán, se congregó el Consejo Nacional Islámico Fatwa de Malasia, un total de 150 especialistas tanto técnicos como teólogos y junto con la ANGKASA (Agencia Espacial de Malasia) redactaron un documento cortito (sólo 18 páginas) titulado “Guía para el Desarrollo de Ritos Islámicos (Ibadah) en la Estación Espacial Internacional” el que explica cuales van a ser los debers y conductas del pobre neófito astronauta. A destacar:

Ayuno: La comida que hay en la ISS no es halal, pero se permite comerla al astronauta musulmán. El ayuno se aplica con flexibilidad y de acuerdo con el horario del cosmódromo de Baikonur.

Oración: También con respecto al horario del cosmódromo, van a realizar las 5 oraciones. Si tenemos en cuenta que en 24 horas la ISS le da 16 vueltas a la tierra, equivaldrían a 16 días y debería orar ¡80 veces! De la que zafó este muchacho. Otro detalle es que si el horario de oración se superpone con alguna tarea, está permitido una oración corta e inclusive postargarla para cuando termine su trabajo. ¿Hacia adonde apunta cuando reza? Directamente debe orar de pie sin necesidad de buscar la Meca.

Purificación: En la ISS el agua es oro. Al punto que la orina se filtra y recicla para volver a tomarla en forma de agua. Por ello no se puede andar desperdiciando en baños purificadores. Por ello, la guía permite que se realicen “baños en seco” al estilo del que realizan los musulmanes con arena en los desiertos de la península arábiga y en la zona del África Sahariana donde el agua es escasísima o directamente nula.

Acá lo tenemos al amigo flotando tranquilo, el quilombo que armó con su ida al espacio!

Adioses y links

Para el interesado, les mando los links donde saqué parte de la información que son todos estos. Será hasta la próxima y como siempre, cualquier comentario y/o sugerencia será contestado con gusto.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Curiosidades. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Apuntar a la Meca a veces no es fácil

  1. ricardo dijo:

    Los debe tener repodridos a sus compañeros. Que abran una escotilla y lo tiren en dirección a La Meca, que por cierto estos nabos le rezan a un meteorito.

  2. Pingback: Apuntar hacia TU meca a veces no será fácil | Animal de Ruta

¿Algo para declarar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s