Respetar a la montaña (μpost)

Hoy para todos es el día de los enamorados, pero para los poquísimos locos que nos gusta subir cerros es un día muy triste. La razón es simple. Gustavo Alejandro Mailhos, de 53 años, falleció hoy en uno de los cerros más caminados de nuestra cordillera mendocina, el San Bernardo. Ese mismo cerro que subí y que conté en un post. ¿Qué tiene de diferente ésta de otras muertes? Que (casi) todas las otras se producen en el Aconcagua y son extranjeros. Éste era uno de acá, que caminaba los cerros los fines de semanas como lo hemos hecho tantos otros, que conocidos míos se lo cruzaron en un refugio justo antes de que saliera a hacerlo y lo vieron tan sólo que se les cruzó por la cabeza invitarlo a subir otro cerro con ellos pero al final, por cosas del destino, no lo hicieron.

Una persona que conocía de cerros toma la mala decisión, seguramente agotado, de intentar bajar por una de esas canaletas de la cara norte que te llevan a las seguras Morenas Coloradas y terminás “colgado”, en una zona donde no podés seguir bajando. El frío te invade, se te hace tarde, la desesperación aumenta y estás sólo. No podés subir, sólo te queda hacer un intento por bajar por un roquerío inestable que se encuentra a un costado del vacío y resbalás. Sólo pensar esa secuencia (es muy seguro que haya pasado eso) a mí me da escalofríos. Yo camino usualmente sólo por la montaña y si bien no he estado en situaciones límites han habido ocasiones que no la pasé bien; tal vez sea por eso que esta muerte me afectó particularmente como debe de pasar a cientos de otros andinistas.

En fin, esto es una advertencia para todos; no sólo te podés matar en el Aconcagua, puede que te pase en cualquier otro cerro por más fácil que parezca.

Gustavo, que en paz descanses…

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cruda realidad, Montaña. Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a Respetar a la montaña (μpost)

  1. Hernan dijo:

    Estuve muchas veces en ese cerro, es complicado. Por ser un 4000 está menospreciado, hay que tener mucho cuidado en el descenso, en la amplia literatura de la zona, es el único cerro en el cual se hace incapié en la ruta de bajada. Es un día triste para todo el montañismo.

  2. claudio dijo:

    hola guille, yo estube el dia anterior en el cerro. habian 6 personas mas y les indique como bajar. cuando empieso mi descenso los veo abajo mio gritandome para saber por donde bajar. que se puede hacer para que no le pase esto a alguin sin experiencia?

  3. Andrés dijo:

    Es verdad lo que pones, quienes transitamos la montaña muchas veces solo, con tal de llegar y no preocupar a quienes nos están esperando hacemos locuras, pero si hay algo que nos queda guardado es saber si esa muerte se pudo haber evitado.

  4. Buen post, respeto a la natura.-

  5. Darwin dijo:

    Lamente mucho la muerte de este compañero de nuestra amada montaña, cuando supe que lo estaban buscando me imagine en ese cerro, en esa soledad que se siente cuando se escala solo y en el miedo que te invade cuando se pierde el rumbo, que si se pudo haber evitado, francamente no lo se, muchos subestimamos los peligros que se mimetizan cuando se escala un cerro que en apariencia parece fasil, es tan cambiante el clima, la orientaciòn, el estado fìsico y tambien el mental, que un poco de todo determina que pasemos un mal momento, cuando me preguntan que es lo mas importante en mi mochila, desde que lo compre es mi gps, antes lo fue mi brùjula que la sigo cargando por las dudas junto con el mapa de la zona a la que voy a ir, de todos modos es tarde, espero que sirva de algo esta muerte inutil, para que tomemos conciencia de que cada ida a la montaña debe ser tomada siempre con cautela…

  6. Cristian dijo:

    Lamentablemente y por los comentarios, yo conocía a Gustavo y en verdad tenia mucha experiencia, a veces el clima y las condiciones adversas nos puede jugar una mala pasada. Sin embargo pienso que él quería quedarse en la montaña para siempre, era su pasión y ahora está donde quería estar, qepd Gustavo !

  7. pimpi dijo:

    Me enteré ayer de la partida de una gran persona que tuve el honor de compartir parte de mi etapa laboral. El único consuelo que me queda es que vivió fiel a su pasión, la montaña. Siempre me quedaré con tus reflexiones. Buen viaje Gustavo!

¿Algo para declarar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s