El tamaño del electrón

El mundo atómico es chico, muy chico. De esto nadie se sorprende. Lo que siempre me llamó poderosamente la atención fueron las comparaciones y descripciones de las distancias núcleo-electrones. Si pudiéramos tomar un terrón de azucar compuesto sólo por protones, pesaría 75 toneladas! ¡Tanto como un Boeing 737 pero en un simple cubito de 5mm de lado! Esto es simplemente basándonos en un cálculo donde se toma el radio del protón (0.875fm) y su peso (1.67e-27kg).

Escalas, nunca me termino de sorprender...

El resultado siempre me traumó. Estamos hechos de vacío, no solo nosotros sino que todos los elementos del universo. ¿Qué hay entre un protón y un electrón? El vacío, la nada misma.

Para seguir con este tipo de reflexiones, si uno toma un átomo de hidrógeno (el más simple, sólamente compuesto de un electron más un protón) y lo agranda hasta que el tamaño de de protón sea una bola de 20cm, el electrón se ubicará a 7km de distancia. Y una vez más, entre ellos sólo hay vacio, el tejido del espacio-tiempo.

Si están sorprendidos con lo hasta acá escrito, les recomiendo entrar a este enlace y demostrar de forma visual los tamaños del electrón y protón. En él se podrá ver el tamaño aumentado del protón y con la barra lateral del explorador podrán moverse hacia su derecha hasta encontrar el electrón. Si imprimieran esa página tendría 18km de largo el el elctrón sólo ocuparía un pixel de toda la imágen. Es cuanto menos, impactante.

Este tipo de comparaciones nos cambia todo el sentido de perspectiva sobre lo que es un elemento sólido y ayuda a entender como partículas tan chicas como los rayos cósmicos pueden atravesar la tierra de punta a punta sin cruzarse con un simple núcleo. El mundo sólido no es más que una concepción de nuestra visión en el día a día y no deja de ser un “efecto” de longitudes de onda interactuantes entre sí en toda la franja de tamaños imaginables. En el sentido material de la palabra, somos transparentes. (Acá pongo este paréntesis para que no se confunda el lector. Dije a nivel materia, no humanístico. Aclaro esto porque muchos de nustros lectores, con Puma y Gabbini a la cabeza, se van a sentir buenos por primera vez en su vida. Y sépanlo, ha sido, son y van a morir como los tipos más turbios que he conocido…)

Desde lo atómico hasta el universo conocido, todo está sumergido en un vacío desmesurado

¿Adónde quiero llegar con todo esto? Ya me sentía infinitamente pequeño gracias a las fotos que toma Chimango del espacio y que nos demuestra que no somos nada en el universo y ahora, gracias a ese gráfico de mierda excelente descripción me siento totalmente vacío. Conclusión, no somos casi nada en el universo y lo poco que somos, en una abismal proporción, está vacio. Chau, me deprimí y me voy a pegar un balazo en la cabeza para comprobar que por lo menos tenga algo adentro. No vaya a ser que también esté vacía!

About these ads
Esta entrada fue publicada en Anéctodas, Astronomía, Ciencia, Cruda realidad, Curiosidades, Física, Historias Mínimas, Matemáticas. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a El tamaño del electrón

  1. nicolas dijo:

    guillo , deberías empezar a documentar el boson de higgs, para actualizar esto que no se trata de la nada absoluta es solo campos que modulan la masa de las partículas. :)

¿Algo para declarar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s